Viajando y descubriendo

Los mejores sitios que visitar según los viajeros

Category: Viajar por Mundo (page 1 of 3)

Viaja a Bután, el reino más feliz del mundo

El reino más feliz del mundo es probablemente también el más desconocido en el mundo occidental. Nuestras sociedades, impulsadas por el consumismo tras el fin de la segunda guerra mundial, han generado un ritmo de vida marcado por las agujas del reloj y el crecimiento económico. Así pues, consideramos que los Estados Unidos de América son la primera potencia mundial dado que su Producto Interior Bruto es el más alto de entre todos los países. La pregunta es…¿son también los más felices? 

Si tratásemos de contestar la pregunta, de inmediato nos vendrían muchas otras cuestiones a la cabeza. ¿Se puede medir la felicidad? Si fuese el caso, ¿qué aspectos utilizaríamos para medirla? ¿cabría la posibilidad de gobernar un país basándonos en estos indicadores en lugar de usar exclusivamente los económicos? Pues bien, estos serían sin duda algunos de los planteamientos que el Rey Dragón IV de Bután deliberó antes de crear el indicador de la Felicidad Interior Bruta.

¿En que se basa el reino más feliz del mundo?

Bután es una monarquía constitucional situada en el sur de Asia, en la cordillera del Himalaya. Su población no llega a los 800.000 habitantes y está dividida en 20 distritos. Su historia democrática más reciente empezó en el año 2000, cuando la monarquía absoluta dio paso a la monarquía constitucional de hoy en día. Adicionalmente, en 2008 entró en vigor la primera constitución, después de que se celebrasen las primeras elecciones parlamentarias.

Ahora bien, ¿qué dirección toman las políticas públicas aprobadas por el parlamento? ¿a qué objetivo común están encaradas? El 2 de junio de 1974, en su discurso de coronación, Jigme Singye Wangchuck dijo: “La felicidad interior bruta es mucho más importante que el producto interior bruto“. Tenía 18 años y se convertía, tras la muerte de su padre, en el monarca más joven del mundo. No se trató de un simple eslogan. Desde aquel día, la Felicidad Interior Bruta (FIB) ha guiado la política de Bután y su modelo de desarrollo. Así pues, el cuestionario que utiliza la institución política para valorar el clima de opinión de Bután está basado en nueve categorías:

  1. Bienestar psicológico
  2. Uso del tiempo
  3. Vitalidad de la comunidad
  4. Cultura
  5. Salud
  6. Educación
  7. Diversidad medioambiental
  8. Nivel de vida
  9. Gobierno

Sólo se contabilizará a una persona como feliz cuando haya alcanzado el nivel de suficiencia en cada una de las nueve dimensiones. El objetivo, en definitiva, es conseguir que la población sea feliz por poder disfrutar de más tiempo libre con amigos y familiares, gozar de una buena salud y educación, vivir entre la diversidad medioambiental o poseer una fuerte identidad común por el mantenimiento de sus raíces culturales y la promoción de sus tradiciones. A diferencia de la inmensa mayoría de los países, el reino más feliz del mundo no considera que el PIB sea el indicador más importante para medir la riqueza de las naciones. Para Bután, el verdadero desarrollo de la sociedad humana se encuentra en el equilibrio entre desarrollo material y desarrollo espiritual.

¿Cómo viajar a Bután?

Desde 2008, tras el primer parlamento democrático de Bután, el reino más feliz del mundo ha sido testigo de una mayor repercusión de sus políticas en el exterior. El índice de Felicidad Interior Bruta ha sido estudiado incluso por premios nobel de economía como Joseph Stiglitz o Armartya Sen, los cuales recomiendo leer si el tema te interesa. De este modo, la curiosidad por el país y el número de visitantes que recibe cada año ha incrementado, pero su política de recepción de turistas continua siendo muy restrictiva.

Honestamente, viajar hacia el reino más feliz del mundo no es barato ni sencillo, pero las recomendaciones de la gente que lo ha visitado no dejan de sucederse una tras otra incitándonos a visitarlo si tenemos la oportunidad. Así que, lo primero que debes saber si tu intención es descubrir el país, es que vas a necesitar un visado y que para obtenerlo hay que contactar con una empresa de Bután. También puedes hacerlo con un intermediario, pero lógicamente éste contactará con la compañía de allí y te cobrará un extra por ello.

Debes tener en cuenta también que no se puede ir en solitario y que hay que contratar a un guía. Los precios son fijados por el gobierno de Bután, por lo que no son negociables. Eso sí, incluyen – a parte del guía – un chófer, las comidas y servicio de transporte. Es bueno saber que, pese a los altos precios, aproximadamente el 30% del pago es una tasa que se fija para construir escuelas y hospitales en las zonas rurales del país.

En definitiva, si quieres traspasar la frontera hacia el interior de este pequeño reino, deberás volar hasta los aeropuertos de Delhi o Calcuta y de ahí a Bután, concretamente al Aeropuerto Internacional de Paro. La otra opción es llegar hasta las ciudades indias de Bagdogna o Guwahati, y desde ahí optar por ir por carretera.

Consejos para reducir el precio final del viaje a Bután

Teniendo en cuenta que visitar el reino más feliz del mundo te va a costar bastante más tiempo y dinero que cualquier otro viaje que pudieras estar planteándote, debes considerar los siguientes puntos para que al menos el presupuesto no se dispare en exceso:

  1. Rentabiliza el viaje y dedícale 5 días para visitar el país. Es el número que más se repite en foros y blogs de opinión sobre viajes a Bután. Con esos días podrás visitar sus lugares más emblemáticos y conocer un poco de su cultura sin prisas, y pudiendo disfrutar al 100% de cada momento.
  2. Empieza a ahorrar desde ya, mes a mes. Mi consejo, en general, es siempre tener una cuenta de ahorro; donde parte de ella se destine para viajes.
  3. Aprovecha las temporadas bajas para viajar. Ten en cuenta que no volarás directo hasta Bután, así que comprueba antes cuando es la temporada baja para viajar a la India. ¡Podrías ahorrarte mucho dinero en tu vuelo!
  4. Para economizar tiempo y dinero una vez estés en Bután, nunca viene mal hacerte con una guía del país.

Viajes para regalar: Seis destinos muy especiales con Destinia

¿Todavía sin regalo para esta Navidad? He estado pensado en qué añadir a nuestro calendario de Adviento y quiero recomendarte viajes para regalar con Destinia.  Benidorm, Lloret del Mar y Punta Cana están muy bien, pero ya han ido todas tus vecinas y a todo el mundo le gusta un poco de originalidad. Por ello, he elaborado una lista de siete destinos especiales y poco explotados en los que relajarte en la playa, empaparte de otras culturas y comer hasta reventar. ¿Preparado para conocer los mejores viajes para regalar?

Viajes para regalar

Santo Tomé y Príncipe, Guinea

No hace falta escaparse al Caribe para disfrutar de infinitos días de sol, playa y naturaleza Santo Tomé y Príncipe es la isla más importante del Golfo de Guinea, en la costa atlántica africana, y una gran desconocida para el gran público. Destacan sus amplios arenales de aguas cristalinas, una gastronomía dominada por centollos gigantes y otros mariscos que te harán salivar y el impresionante Pico Cao Grande, una cuello volcánico que se eleva más de medio kilómetro sobre el nivel del mar. Éste se encuentra en otro de los imperdibles de la ínsula: el Parque Natural de Obo, donde alucinarás con lo exuberante de la vegetación.

¿Dónde dormir? El Hotel Omali Sao Tomé (****), un precioso complejo paradisíaco ubicado en lejos del mundanal ruido, puede ser una de tus opciones de viajes para regalar desde 102€/noche.

Ciudad de Cabo, Sudáfrica

Seguimos con el encanto africano. La segunda ciudad más importante de Sudáfrica recibe más de dos millones de visitantes al año y es un gran destino de viajes para regalar. ¿Su secreto? Probablemente combinar el bullicio urbano y con un precioso litoral idóneo para practicar deportes como el windsurf, la pesca y el submarinismo.  De la ciudad me quedo con el cosmopolita barrio de Woodstock, un espacio en aras de la tan nombrada gentrificación pero que todavía mantiene su encanto industrial y decadente. Y con Bo-Kaap, antiguo barrio colonial inglés ubicado en la ladera de las colinas cuya seña de identidad son vivas y coloridas viviendas.  Del lado más salvaje, con la espectacular playa de Boulders en el Parque Natural de Table Mountain.

¿Dónde dormir? En el Radison Blu Hotel Waterfront (*****) podrás disfrutar de toda clase de lujos, incluido unas vistas de la marina privilegiadas, desde 94€/noche.

Seúl, Corea del Sur

La capital de Corea del Sur se está perfilando entre los fans de lo oriental como una interesante alternativa a Japón y Chinaa la hora de seleccionar viajes para regalar. Superpoblada pero ordenada, Seúl es seguramente uno de los lugares donde la arquitectura tradicional se combina en perfecta armonía. Así, si te decides, los palacios reales son visita obligada. Gyeongbokung, Changdeokgung y Changgyeonggung son los más interesantes. Tampoco puede obviar el santuario Jongmyo, rodeado de preciosos jardines.  En lo contemporáneo, la Colmena Urbana impacta muchísimo, un imponente rascacielos de hormigón con más de 3.000 vanos. Sobre su gastronomía solo vamos a hacer una avanzadilla: comas en un puesto callejero o en un restaurante fino, ¡todo puede picar!

¿Dónde dormir? Mitad retrofuturista, mitad corte pop, el Hotel IP Boutique (****) es el sitio perfecto para alojarse y desde unos módicos 54€/noche.

Jericoacoara, Brasil

Esta pequeña villa de costa brasileira se encuentra al nordeste del país, en el estado de Ceàray. Todavía es una gran desconocida para muchos españoles pero sus singulares encantos selváticos atraen a millares de turistas. Es un paraíso idóneo para desconectar: amplias playas casi vírgenes y la sensación de que el espacio se ha estancado en el tiempo. Reconocerás su Parque Natural por las colosales dunas que presiden sus playas a las que solo se puede acceder en todoterreno. En él también podrás maravillarte con el Río Camboa de Mangue Seco, hábitat natural de los caballitos de mar y con la famosa Pedra Furada, una gigantesca roca con un agujero en medio desde la que avistar unas magníficas puestas de sol. ¡Un estupendo remanso de paz!

¿Dónde dormir? ¿Te imaginas tener una piscina infinity con vistas al mar en el balcón de tu habitación? Esto sucede en el Hotel Essenza desde 188€/noche.

Naypyido, Myanmar

Si has tenido que buscar este destino en el mapa, no pasa nada. Para eso estamos, para descubrir nuevos lugares. Naypyido es la capital de Myanmar y es una urbe absolutamente pintoresca apta para viajeros que ya han supero el nivel de principiantes. ¿Te imaginas un lugar pensado a lo grande, con amplias avenidas, muchos carriles pero poca gente transitando por los mismos? Pues esto sucede aquí. El monumento más importante de la ciudad es la imponente y ostentosa Pagoda Uppasanti, con su ornamentación en dorado, y sus elefantes blancos –símbolo de buena suerte y energía positiva– dando la bienvenida al visitante.  También hay un popular  parque de fuentes, con un espectáculo de chorros nocturno a ritmo de música occidental un poquito desfasada: actividad interesante y con un puntito kitsch. En lo que a culinaria se refiere, no puedes dejar de probar la ensalada de hojas de té fermentadas y el arroz al estilo Shan, con cúrcuma y pescado. ¡Riquísimo!

¿Dónde dormir? El Hotel Pakroyal Nay Pyi Taw (****) tiene ese spa que necesitas después de patearte la ciudad. ¿El precio? ¡Módico! Desde 44€/noche.

Akumal, México

México lindo y sus margaritas te esperan en la península del Yucatán, bañada por el mar Caribe. La bahía de Akumal parece sacada de una postal, con forma de medialuna, palmeras, arena blanca y fina, aguas turquesas y cristalinas. Es un entorno perfecto para practicar snorkel  y divisar huidizas mantarrayas y corales. Pero, el verdadero aliciente que seduce a la mayor parte de viajeros es la posibilidad de nadar entre tortugas marinas. ¡No pierdas la oportunidad de disfrutar de sus pescados de roca a la brasa al estilo maya! ¡Son una delicia!

¿Dónde dormir? ¡Vive el Caribe sin críos que te molesten! El Resort Luxury Bahía Príncipe Sian Ka´an es lo que buscas desde 86€/ncohe.

Espero que con estas ideas de viajes para regalar te hayas inspirado para encontrar los regalos de Navidad que te faltan, ahora que queda tan poco tiempo. Si necesitas ayuda para organizarte, no te pierdas nuestro post sobre cómo comprar todos los regalos en una sola tarde.

Los mejores destinos en Indonesia

Elaborar una lista con los mejores destinos en Indonesia es una tarea realmente complicada, pero hoy intentaré elaborarla a raíz de mi experiencia y opinión.

Java

Uno de los lugares más poblados de toda Asia, Java, también se caracteriza por tener una gran belleza natural. Su columna central está dominada por cientos de volcanes, muchos de los cuales están aún hoy en día activos. Sus fértiles laderas apoya un paisaje de relucientes arrozales junto con innumerables pequeños pueblos. Al sur de esta montañosa espina dorsal se encuentra la patria de los javaneses étnicos y el epicentro de su arte, cultura y lengua, personificado por las cortes reales de Yogyakarta y Solo.

Sumatra

Sumatra ofrece una bocanada de aire fresco para aquellos viajeros que únicamente buscan escapar del caos de Java. Se trata de un paraíso ideal para los más exploradores, ya que la gran mayoría de la isla sigue siendo aún un misterio por descubrir. La mayoría de los aspectos más destacados se encuentran en el norte en lugares como Bukit Lawang, un río que rodeada la selva y que ofrece la mejor oportunidad en Indonesia para ver orangutanes en libertad; Danau Toba, el lago más grande del sudeste asiático y un lugar mágico para perder unos días y relajarse en uno de los numerosos complejos junto al mar en la isla de Samosir; y el impresionante cráter lago de Danau Maninjau.

Bali

Con sus olas fuertes, terrazas de arroz de color verde esmeralda y una cultura excepcionalmente artística, la pequeña volcánica isla de Bali – población 3,1 millones y la sociedad sólo hindú en Asia Sur-Oriental – ha sido destino principal de turismo en Indonesia. Aunque sufre los previsibles problemas de congestión y comercialización,el encanto original de Bali es todavía más evidente, sus templos distintivos y elaborados festivales decorados por el increíble paisaje montañoso.

Lombok y las islas Gili

A treinta y cinco kilómetros por el este de Bali en su punto más cercano, Lombok está poblada por la gente Sasak. Difiere considerablemente de su vecino hindú, con un montón de espacios abiertos, playas vírgenes y mucho menos tráfico y contaminación. Las instalaciones turísticas están menos generalizadas y el transporte público más dispersa. La zona norte de la isla está dominada por el impresionante volumen de Gunung Rinjani y trekking al menos una parte del camino es la razón por la que muchos turistas vienen a Lombok.

¿Estás de acuerdo en que estos son los mejores destinos en Indonesia o elegirías otros?

Borneo / Kalimantan

 

Kalimantan es el nombre de Indonesia para su dos-tercero parte de Borneo, la tercera isla más grande del mundo. El otro tercero de Borneo es dividido en el Este las provincias malasias de Sarawak y Sabah, más el sultanato petróleo-rico diminuto de Brunéi Darussalam. Kalimantan, con un área de 540.000 km cuadrado, representa casi 30 por ciento del área de la nación INDONESIA, pero menos cinco por ciento de la población. Muchos visitantes extranjeros son atraídos por su fauna y las aguas con corrienta rápidas y menos tocados de la densa selvático. La ethnia más grande es el Dayaks.

Los orangutanes son encontrados en Sumatra y Borneo, dirigen la lista de animales excepcionales junto con el mono endémico de probóscide.

El orangután, “hombre de la selva” es una especie en peligro de extinción. Hay sólo acerca de 5.000 en la tierra virgen y su habitante es amenazado cada vez más por humanos. El mono propensamente denominado de la probóscide tiene una nariz roja inmensa, que en adulto masculino puede crecer a 15 cm. El orangután se puede encontarar en Camp Leakey de la Reserva Tanjung Puting en Kalimantan Meridional. Con un trip en el rio mezclando con vista inmenso de la selva con sus vidas naturales de los animales.

Un reino de minas diamantes, la mezquita, mercados flotando y el bosque orquídea, Kalimantan es atado con las vías navegables que vagan la depresión sus selvas. El gran Río de Mahakam, con sus millares de millas de tributario, y el Río de Barito que vacía en el Mar de Java al sur, es las sendas a la aventura para el viajero dispuesto a comerciar los consuelos secundarios para un nuevo sentido del descubrimiento personal. Usted viajará por el barco o casa flotante, quizás por canoa y canoa de bambú / Bambbo rafting – al dominio de la cerbatana que esgrime Dayaks, 200 claro valiente, y a la vez, los tribus buscadores cabeza.

La CULTURA DAYAK
Si usted va esperar a ver a cazador de cabezas en taparrabos y plumas que viven en casas comunales rústicas que usted será desilusionado adoloridamente. Todo uso de Dayaks la ropa moderna actualmente, y la mayor parte de ellos viven en casas modernas. Pero mucha de su cultura se queda vivo y bien, que es presenciado mejor durante fiestas y ceremonias tradicionales cuando ellos se ponen todavía traje tradicional, el juego la música tradicional y realizan los bailes tradicionales.

Older posts